15 ene 2016
Print mail

2015 cierra con los precios en negativo

De acuerdo a las previsiones y teniendo en cuenta la reciente evolución del precio del petróleo, los precios en Navarra cayeron un 0,1% en 2015. La clave del descenso del índice general de precios vuelve a estar en la rama de transporte, por la caída del precio de los carburantes, la vivienda y el ocio y cultura. Por el contrario, en el conjunto del año aumentaron los precios del resto de ramas, entre las que destaca la alimentación (1,7%), bebidas (1%) y medicina (1,2%).

Por otra parte, el año cerró con un incremento de la inflación subyacente del 1%, un incremento moderado pero acorde a la recuperación y el incremento de la economía navarra en 2015.

La inflación en Navarra ha sido negativa desde el último trimestre del 2013, un periodo excesivamente prolongado. Como se ha comentado desde la Cámara de Comercio con anterioridad, esta situación no es deseable y,  aunque se prolonga en el tiempo, no procede hablar de deflación ya que no es consecuencia de una bajada generalizada en los precios, sino que se debe en buena medida a la caída del precio de los carburantes. Las previsiones no apuntan a una subida del petróleo en el corto plazo y, por tanto, es previsible que 2016 arranque también con el IPC en negativo, si bien, el efecto del bajo precio del petróleo será cada vez menor.