23 abr 2015
Print mail

La EPA del primer trimestre en Navarra refleja luces y sombras en el mercado laboral

  • Los datos publicados hoy por el Instituto de Estadística de Navarra ofrecen datos que reflejan elementos tanto positivos como negativos

 En términos interanuales, para evitar el efecto estacional sobre la comparativa con el último trimestre del año, la tasa de paro fue en el primer trimestre del año (15,66%), inferior a la de hace un año, que se situó en el 17,12%. El número de parados es de 47.900, es decir 5.900 personas menos que hace un año. Como decimos, este es un buen dato ya que refleja en mejor medida la tendencia de las cifras, que la comparativa intertrimestral.

Sin embargo, los datos relativos a la ocupación no son positivos. El número de personas ocupadas cayó un 0,81% con respecto al primer trimestre del año pasado. Este descenso se dio principalmente en el sector primario (motivado quizá por los efectos de la meteorología de este año, que explica buena parte del descenso pero también en la industria, que tiene 2.900 ocupados menos que hace un año).  

El segundo dato que no es positivo es el descenso de la población activa, que desciende en 8.000 personas. Este descenso de la población activa ha incidido en el descenso de la tasa de actividad, de casi cuatro puntos en relación al año pasado, situándola en el 56,68%.

Por tanto, la Cámara considera que con respecto al año pasado, es positiva la evolución de la tasa de paro, pero no así la de la ocupación o la tasa de actividad, lo cual podría estar asociado a un comienzo de año más incierto para algunos sectores. Como suele ser habitual, es esperable, no obstante, que los datos del mercado laboral mejoren a medida que avanza el año.